Globalcaja - ¿Para qué tratamos sus datos personales?

¿Para qué se usarán sus datos? 

 Los tratamientos necesarios son:

  • Cumplir el ordenamiento jurídico (leyes y otras normas).
  • Atender sus solicitudes para contratar con nosotros, así como ejecutar los contratos y precontratos. 
  • Analizar su capacidad económica para evaluar el riesgo de impago de las operaciones, y así concederlas o no. 
  • Analizar su solvencia para dotar provisiones contables.
  • Realizar test de idoneidad y conveniencia para contratar ciertos productos.
  • Realizar perfiles y decisiones automatizadas.
  • Prevenir el fraude y la Prevención del Blanqueo de Capitales.
  • Recabar y conservar las grabaciones de llamadas telefónicas.
  • Recabar y conservar imágenes de video con fines de seguridad privada por los plazos marcados en la ley.
  • Actualizar sus datos esenciales (datos identificativos y demás incluidos como necesarios en cada contrato) y enriquecerlos con datos públicos (registros públicos, catastro o datos que Vd. haya hecho manifiestamente públicos) con el fin de cumplir las obligaciones de identificación y otras indicadas en los párrafos anteriores que sean de aplicación.
  • En caso de que actúe por cuenta de una persona jurídica, o de un tercero, sus datos de contacto se tratarán igualmente para mantener la relación jurídica.

Los tratamientos voluntarios basados en un interés legítimo o en normas son:

  • Remitirle comunicaciones comerciales de productos y servicios comercializados por nuestra entidad.
  • Elaborar perfiles particulares para ajustar la relación con el cliente.
  • Analizar su solvencia con datos internos para remitirle comunicaciones sobre créditos, preconcedidos o financiación.
  • Ceder sus datos para la prevención del fraude y creación de ficheros comunes, de acuerdo con la normativa, así como para garantizar la seguridad de nuestras redes e información. Para transmitir sus datos personales del grupo empresarial y entidades afiliadas, pero solo para fines administrativos internos, incluido el tratamiento de datos de clientes. 
  • Actualizar sus datos esenciales (datos identificativos necesarios en cada contrato) y enriquecerlos con datos públicos (registros públicos, catastro e información pública) con fines comerciales y para el adecuado mantenimiento de la relación con el cliente.
  • Crear modelos de comportamiento a través de datos seudonimizados y anónimos.
  • Realizar encuestas de satisfacción con los productos y servicios contratados.
  • Datos de contacto de persona jurídica referidos a su localización profesional.

Tratamientos voluntarios basados en su consentimiento, que siempre puede revocar sin que ello le suponga perjuicio alguno: 

  • Remitirle comunicaciones comerciales de productos y servicios propios y de terceros, de empresas del Grupo Caja Rural, o de productos no similares a los que ha contratado.
  • Consultar su información en la Tesorería General de la Seguridad Social.
  • Ceder sus datos para que puedan hacerle ofertas especiales sobre productos del sector asegurador, o al resto de empresas del grupo Caja Rural.
  • La utilización de “cookies” para mejorar su navegación.
  • La geolocalización de su posición, cuando así lo consienta para la prestación de un servicio que lo requiera.
  • Ceder sus datos a un tercero cuando ejercite el derecho de portabilidad, o cuando integre la información en un agregador financiero. 
  • Actualizar y enriquecer sus datos con ficheros de solvencia patrimonial y de crédito.
  • Cualesquiera otros que en el futuro nos consienta. 

 “Perfilados” y decisiones automatizadas. ¿Por qué y para qué se usan?

Perfilar consiste en utilizar sus datos personales para evaluar determinados aspectos de una persona física, en particular para nosotros para analizar o predecir aspectos relativos a su situación económica, preferencias personales e intereses , fiabilidad, comportamiento, ubicación o movimientos.

En ocasiones, estos perfiles dan lugar a que se adopten decisiones completamente automatizadas, es decir, sin intervención humana, pues ello nos permite adoptar decisiones homogéneas, iguales para todos, que tienen en cuenta datos objetivos o propensiones en función de la edad, lugar de residencia, capacidad económica, inclusión o no en ficheros de solvencia o de insolvencia, formación, profesión, actividad económica, etc. 

Estos tratamientos nos permiten, especialmente:

  • Cumplir con las obligaciones para dotar provisiones estadísticas (genéricas) ante posibles impagos, puesto que de esta forma se puede cumplir con la obligación de prevenir posibles pérdidas que afecten a sectores de actividad, demográficos u otros analizados de forma estadística, como los que afecten a una profesión o actividad económica en caso de crisis general de la economía.
  • Evaluar las operaciones que conlleven un riesgo de impago, tomando datos de su persona para poder analizar su capacidad económica para poder devolver lo entregado. 
  • También la normativa nos obliga a analizar su experiencia, formación y capacidad para poder realizar ciertas operaciones de inversión o contractuales, por medio de test de idoneidad y conveniencia.
  • Remitirle publicidad que realmente sea de interés del usuario en función de sus circunstancias particulares. 
 

(Más Información en el apartado Información complementaria)